Qué no hacer al emprender por primera vez: 4 errores

En este artículo os queremos explicar cuáles fueron los 3+1 errores que cometimos al emprender con nuestra primera empresa, es decir, la que nos permitió por primera vez vivir de ella.

Se trata de Holyfield Brand, era una marca de ropa con el modelo de negocio del Dropshipping.

Pero no solo os comentaremos los errores que cometimos en la tienda online, también en el canal de YouTube y otros negocios más pequeños de e-commerce.

Los 4 errores por los que pasamos al montar primera tienda online

Vamos a hablarte desde nuestra experiencia, cómo sufrimos y pasamos los errores, para que tú puedas evitarlos en tu ecommerce.

Uno de los primeros errores que cometimos fue calcularlo todo. Y es que, cuando empiezas un nuevo negocio, tiendes a centrarte demasiado en tener todo bien calculado de forma anticipada.

Por ejemplo, quieres crear una tienda de ropa, empiezas a calcular cuántos productos quieres tener, si son los suficientes, diversas preguntas que consumen mucho tiempo, pero nadie puede aclararte porque no existe nada establecido para justo lo que tú tienes pensado desarrollar en tu mente.

Desde nuestra humilde opinión y como mencionábamos anteriormente, es un error que todo el mundo comete, pero que no es necesario hacerlo. Porque actualmente, hemos dejado de tenerlo todo “perfecto”, todo “bien” calculado para  aplicar el método Lean startup que es mucho más “loco” y nos funciona muchísimo mejor.

Actualmente creamos nuestro negocio online, seleccionamos varios productos ganadores y ponemos un precio más o menos teniendo en cuenta la competencia y lo lanzamos lo más rápido posible al mercado.

A partir de las primeras ventas, observamos qué productos gustan más a nuestros clientes para ofrecer más, cuáles menos, así vamos trabajando y creando nuestra tienda online.

Con esto queremos recomendarte que pruebes todo, no calcules tanto. Porque gracias a tus clientes comprobarás en qué debes invertir más o en qué cosas no te interesa desembolsar ni un centavo más.

Otro de los grandes errores que cometimos y que pensamos que muchas personas cometen es buscar constantemente la mejor opción. Cuando emprendes un negocio encontrarás a cada paso un problema, como nos pasaba a nosotros y quieres solucionarlo de la mejor forma, pero no siempre es la mejor forma para ti.

Muchas veces solucionamos las cosas a través de lo que le ha ido bien a los demás y esto no es solución para ti. Quizás a esa persona le ha ido bien de tal forma por el tipo de negocio que ha montado, por el nicho que usó o por los clientes que tiene. Pero si te paras a pensar tú no eres igual que él, entonces no tendrás los mismos clientes o los mismos productos y no puedes ni debes replicar su estrategia al completo.

Desde nuestra experiencia queremos recomendarte que no te compares con nadie, que aunque te salgan dificultades en el camino, lo estás haciendo bien. Si tu idea es crear una tienda online de camisetas sigue en ese camino, salta esas piedras, céntrate y no te guíes por lo que ha hecho otra persona. Nadie regala dinero, ni nadie gana nada sin esfuerzo.

Por otro lado, otro error que cometimos fue el hacernos expectativas y querer crecer muy rápido.

Cuando nosotros invertimos en Facebook ADS, observamos que al inicio ganábamos más de lo que invertíamos, entonces nos entraban muchas ganas de invertir más cantidad para ganar más, pero por desgracia esto no siempre es así.

Si tu inviertes más, también vas a tener más consecuencias. No siempre vas a tener más beneficios, es decir, tendrás más tráfico en la web, saldrán otros problemas, por tanto más gastos.

Es algo que nos pasa a todos: cuando ves que algo va bien quieres escalarlo mucho más rápido, pero claro no piensas en que eso también tendrá consecuencias.

Entonces, te sugerimos que cuando inviertas en Facebook ADS no te precipites en invertir grandes cantidades de dinero, es preferible ir poco a poco y dando un servicio increíble en tu tienda online e ir poco a poco subiendo esa inversión.

Ya conoces tres errores que cometimos al emprender por primera vez y queremos regalarte uno más. Y es que nos cuesta reconocerlo, pero a día de hoy nos sigue pasando, por eso queremos compartirlo contigo.

Se trata de estresarnos por cosas que no podemos controlar, sí, estamos seguros que a ti también te pasa o te va a suceder. En nuestro caso, nos está pasando con unos anuncios de Facebook ADS que hemos creado, siempre nos avisan de que están en revisión y no nos los aceptan, por más que le damos vueltas y cambiamos cosas, siguen igual en revisión.

Estas cosas que no dependen de nosotros, sino de otros, no deberían de estresarnos porque igualmente estamos realizando nuestro trabajo lo mejor posible. Entonces, el consejo que os damos desde nuestro punto de vista y por lo que experimentamos, es que intentes estresarte lo menos posible en cosas que no dependen de ti, que focalices esa energía o fuerza en mejorarte a ti mismo, en mejorar aspectos que si te conciernen a ti.

Si un problema tiene solución, ¿por qué te estresas si se va a solucionar?

Si un problema no tiene solución, ¿de qué sirve estresarse si no va a cambiar nada?

Para eso, puedes marcarte unos objetivos para ti mismo que no dependan de nada ni nadie. Es decir, que al final de mes tú veas que has mejorado y que has conseguido grandes cosas y no has dependido de nadie más.  

Esperamos con mucha ilusión que este artículo te sirva de gran ayuda, para que minimices al máximo los errores. Y queremos recordarte que para avanzar y aprender en la vida tienes que equivocarte, aprender de los errores, porque eso significa que estás avanzando en el camino y así conseguirás llegar a la meta.

El fracaso es un escalón hacía el éxito.

¡Hasta pronto!